Receta de albóndigas en salsa de cerveza
Recetas a mano,  Carnes y aves,  Segundos platos

Albóndigas en salsa de cerveza

Prepara en casa unas riquísimas albóndigas en salsa de cerveza con esta receta paso a paso.

Hacer albóndigas caseras es más fácil de lo que parece. Hay muchas recetas de albóndigas y hoy os traigo una de las más deliciosas.

Las albóndigas son un plato que suelen gustar a muchas personas. Hoy vamos a preparar albóndigas en salsa de cerveza que salen increíbles y seguro que os va a gustar un montón. En el blog podéis encontrar ya la receta de las albóndigas en salsa de mi abuela, albóndigas en salsa de almendras, albóndigas de pollo con crema de calabaza, espaguetis con albóndigas y albóndigas de pollo con salsa de tomate; entre otras muchas recetas de albóndigas que he subido con distintos robots como Thermomix o Mambo. Espero que tanto esta que os traigo hoy como aquellas que ya os he enseñado os gusten tanto como a mi.

Ahora, si quieres aprender a preparar esta receta te dejo el vídeo que preparé paso a paso para mi canal de Youtube, pero debajo también te dejo los ingredientes y la receta escrita.

Tiempo de preparación: 40 minutos

Raciones: 4

Dificultad: media

Ingredientes

  • 500 g de carne picada de cerdo, ternera o mezcla
  • 1 rebanada de pan del día anterior o de pan de molde
  • 1 chorro de leche
  • Sal
  • Pimienta negra
  • Ajo y perejil (especias secas)
  • Pan rallado (opcional)
  • Harina
  • Otras especias al gusto
  • 1 huevo
  • 2 cebollas picadas
  • 1 lata de cerveza (33cl)

 

Preparación

  • Primero, cortamos el pan en trozos y lo remojamos en leche. Dejamos que repose unos 10 minutos para que se ablande.
  • En un bol ponemos la carne picada o carne molida, el pan remojado en leche pero bien escurrido, el huevo, ajo y perejil, sal, pimienta negra y otras especias al gusto y mezclamos hasta obtener una mezcla homogénea. Si vemos que queda demasiado pegajoso podemos añadir un poco de pan rallado pero no mucho para que no queden unas albóndigas muy secas.
  • Vamos formando bolitas de más o menos el mismo tamaño y vamos pasándolas por harina, eliminando el exceso.
  • Cuando tengamos todas las albóndigas formadas las freímos en una olla baja o una sartén grande con abundante aceite de oliva a fuego medio alto hasta que se doren por todos los lados.
  • Las sacamos a un plato y las reservamos.
  • Sin apagar el fuego ni cambiar el aceite, añadimos las cebollas bien picadas y un poco de sal y las sofreímos a fuego medio hasta que se ablanden.
  • Una vez ablandadas, añadimos la lata de cerveza y devolvemos las albóndigas a la olla. Dejamos que se cocine todo 5 minutos a fuego medio alto. Después, sacamos nuevamente las albóndigas y trituramos la salsa con ayuda de una batidora de vaso. Comprobamos el punto de sal que tiene por si le hiciera falta más.
  • Devolvemos tanto la salsa como las albóndigas a la olla, la tapamos y dejamos que se cocine todo, removiendo de vez en cuando, a fuego medio alto durante unos 15 minutos. Si viéramos que la salsa se evapora demasiado, podemos añadirle un poco de agua.
  • Servimos las albóndigas calientes junto a una guarnición de verdura, patatas o arroz, por ejemplo.

 

Quizás también te interese:

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.